Aún no hay un plan para la terminal

A casi un mes del derrumbe de ocho dársenas. La semana pasada se debería haber presentado un proyecto de obras, de acuerdo al plazo establecido

LA TERMINAL LAS LLUVIAS IMPIDEN QUE SE INICIEN LAS REPARACIONES.

Pasaron 27 días desde que se derrumbaron ocho dársenas de la terminal de la ciudad y todavía no hay novedades con respecto al plan de reparación.

Una comisión interdisciplinaria estableció un plazo de 10 días para elaborar un proyecto, con el detalle de las obras que deberían ejecutarse para recuperar la estación. Los tiempos no se cumplieron.

“Las precipitaciones complican fuertemente el trabajo en la zona afectada, no podemos avanzar, tenemos que esperar que cesen las lluvias, de lo contrario es imposible comenzar la reparación del canal”, comentó a El Tribuno uno de los directivos de la administración de Terminal Salta. Confirmó, de todas formas, que “el proyecto de obra está en elaboración”.

Uno de los miembros del equipo multidisciplinario (conformado para brindar una respuesta y determinar las causas del derrumbe) sostuvo que “por las lluvias ni siquiera se pudo llevar adelante el plan de emergencia, que consistía fundamentalmente en derrumbar dos dársenas más para garantizar la seguridad en esa parte, ya que corren riesgo de colapsar solas”.

Además, con ello se intentaría ampliar la zona de trabajo en el momento de la reparación del canal.

“Por suerte la empresa no derrumbó las otras dársenas que tenía planeado, previa aprobación de la Municipalidad, porque con el temporal de que hubo estos días hubiese sido un gran problema. Los escombros hubieran obstaculizado todo el paso del agua de este canal”, se explicó.

El hundimiento de las dársenas, el pasado 14 de enero, generó un movimiento no previsto. Se cortaron calles, se restringió el tránsito, los colectivos cambiaron rumbos: ante ese escenario, vecinos de la zona presentaron la semana pasada un petitorio para pedir que la terminal se traslade, ya que les provoca alteraciones en el ritmo de vida. Se quejan del ruido de los motores, las vibraciones, la suciedad y la actividad de los remises que por la madrugada ofrecen viajes a voz elevada. También varios funcionarios empezaron a marcar la necesidad de que la terminal sea trasladada, aunque el intendente Miguel Isa, sostuvo con firmeza que ello no será posible, al menos durante estos años.

 

Fuente: Diario EL Tribuno

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s