Pautas para saber cómo pagar con tarjeta

La letra chica de un sistema con ventajas y desvent ajas. Una compra con tarjeta de crédito, da la posibilidad de hacerlo al contado o en cuotas. Al usarla al contado, se pagan todos los consumos del mes antes de la fecha de vencimiento.

 

FACILIDADES DE PAGO PUBLICIDAD DE TARJETAS DE CREDITO EN UN COMERCIO

 

En este caso, el emisor de la tarjeta no cobra intereses. Pero, si no se paga el consumo completo, entra en juego el interés que cobra el banco por pagar solo una parte.

Generalmente la entidad financiera establece un monto mínimo a pagar. Es decir, hay una parte mínima que el comprador debe abonar, si no va a pagar el monto completo.

¿A cuánto pueden ascender esos intereses que el banco cobra por no abonar el monto total? Teniendo en cuenta la tasa efectiva anual que el banco cobra, se multiplica la deuda por la tasa de interés efectiva, aplicado durante el plazo de vigencia de la deuda. Pero, en general, a estas cifras se suman los intereses desde el momento en el que se hace cada compra hasta la fecha de facturación. De este modo, como los consumos no se realizan en el mismo momento, el banco, según la fecha de cada consumo, cobrará intereses. A la suma de todos esos intereses, se los llama “intereses diferidos”. También se cobran intereses desde la fecha de facturación hasta la fecha en la que el cliente realiza el pago. A estos últimos, el banco los denomina “intereses financieros”.

El famoso CFT

Para llegar a saber cuánto cobran las tarjetas mensualmente, debe tenerse en cuenta el Costo Financiero Total (CFT) que se calcula teniendo en cuenta no solo la tasa de interés nominal anual (TNA), sino también todos aquellos cargos asociados a la operación, que no implican la retribución de un servicio efectivamente prestado o un genuino reintegro de gastos.

Estos gastos pueden ser: seguros, comisiones o gastos de mantenimiento.

El tiempo del crédito también influye en el CFT, ya que realizar un pago hoy o hacerlo más adelante tiene efectos diferentes. El componente por excelencia de una compra en cuotas es, además de la tasa de interés, el seguro de vida.

Los seguros de vida, generalmente, tienen un costo aproximado de entre 0,25 por ciento y 0,45 por ciento mensual, sobre el saldo deudor, lo que implica que el Costo Financiero Total de una operación que incluya este seguro se encuentre aproximadamente entre el 3 por ciento y el 5,4 por ciento anual, sin tener en cuenta otras variables como la tasa de interés, los gastos de otorgamiento o las comisiones por productos asociados al crédito, como ser cuentas bancarias.

 

Fuente: Diario El Tribuno

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s