Ferias americanas: la mayoría de la gente quiere que se regularicen

El Tribuno encuestó a 100 personas de 5 barrios de la capital salteña. La solución, dicen los encuestados, es la reubicación de las ferias y el acatamiento al pago de los impuestos.La mayoría sí compra en este tipo de comercios aunque no saben la procedencia de la mercadería.

Les dicen los “hongos azules” y ya están en toda la ciudad. Se trata de las ferias americanas que, tras la emisión el viernes pasado de la resolución 44 que es la reglamentación de la ley 7700, deberán comenzar a regularizarse.

El Tribuno realizó encuestas en cinco barrios de la ciudad: Santa Cecilia, Villa Mitre, Palermo, Parque La Vega y Ciudad del Milagro para saber qué opina la gente respecto a este tipo de comercios que, tal como funcionan actualmente, son ilegales.

Coincidencia: las ferias americanas deben regularizarse. Esa fue la respuesta del 94% de los encuestados. Para muchos, la alternativa para dar solución a quienes trabajan allí es la intervención del Estado. “Que las autoridades analicen la posibilidad de reubicar a estos comerciantes en algún predio donde puedan trabajar dignamente y respaldados por la ley”, dijeron.

El proceso de regularización ya está en marcha. La ley 7700, sancionada el 12 de diciembre pasado, establece requisitos para los feriantes y propietarios de los predios donde se instalen. Contar con las inscripciones impositivas, instalaciones de salubridad y seguridad, pasillos amplios, salidas de emergencia, seguros contra incendios, contra riesgos de terceros, etc; contar, además, con las inscripciones nacionales, provinciales y municipales, con la constancia de habilitación y el contrato de locación, son algunos de los puntos más sobresalientes de la ley.

Los feriantes, tras esta nueva disposición, tienen 90 días para ponerse en regla, hasta el 12 de marzo. Para ello, la Dirección de Rentas creará un registro que permitirá controlar el cumplimiento de la ley. Cada feria, por otra parte, deberá nombrar a un encargado ante Rentas.

Proyecto alternativo

Mario Pastrana, presidente de la cooperativa “La sureste salteña”, que nuclea a unos 600 feriantes de distintos rubros, también habló de la importancia de regularizar la actividad.

En ese sentido, desde la cooperativa se elaboró un proyecto que busca, en un plazo no mayor a dos años, “reconvertir” las ferias americanas.

Consiste en buscar un predio único en el que se nuclee a los feriantes, que puedan ingresar a un sistema de monotributo social y la conformación de una fábrica textil para que gradualmente se deje de comercializar la ropa americana y se promueva así la producción local. “Actualmente la mercadería de esas ferias ingresa al país como un “contrabando hormiga’ que es muy arriesgado para los comerciantes”, expresó Pastrana, quien además dijo que las autoridades se mostraron interesadas en la propuesta.

Es que por ahora es una lotería. Los comerciantes, dicho de otra manera, se juegan su trabajo. Si pueden pasar la mercadería por la frontera y evitar los controles municipales, el negocio funciona, sino no y no tienen derecho a reclamar nada, porque son ellos los que están en falta.

“En general, los feriantes están de acuerdo con este proyecto. Lo ven como un modo de tener cierta estabilidad laboral. Por supuesto hay personas que están en desacuerdo, como algunos vecinos que no quieren que la feria se traslade porque tal donde está ahora les representa algún tipo de beneficios porque venden comida allí u alguna otra cosa, pero en general la gente está conforme”, comentó Pastrana.

El comercio formal

Competencia desleal. Así califican los comerciantes formales el actual estado de las cosas.

“Todos los socios de esta entidad coinciden: deben reglamentarse las ferias americanas”, aseguró Jorge Vian, Secretario de Comercio y Servicios de la Cámara de Comercio de Salta.

Así, que los comerciantes de este tipo de ferias cumplan con la ley que rige el comercio, es imperioso. “Debe quedar claro que esto confluye, además, en un beneficio para los mismos feriantes. Actualmente quienes trabajan en ferias americanas se arriesgan demasiado. ingresan la mercadería al país de manera ilegal y cada tanto deben sufrir que les decomisen todo lo que traen, quedándose así sin la posibilidad de vender nada hasta que vuelvan a viajar para traer más ropa”, dijo Vian. “Para el resto de los comerciantes la actividad se traduce en competencia desleal en tanto que es cierto que la mercadería es comercializada a precios bajos, pero los feriantes no pagan impuestos”, agregó.

El secretario de Servicios y Comercio de la Cámara concluyó diciendo que la ley 7700 comenzará a regular una actividad en la que también aparece el trabajo infantil y la explotación laboral, además de que se incurre en otros delitos como atentar contra el derecho de autor, por la venta de discos truchos y la venta de comida que no cumple con las normas de higiene y salubridad.

Mientras tanto, dice Vian, ya hay más de 14 ferias americanas de las grandes, sin contar algunas compuestas de dos o tres mesones que algunos vecinos improvisan en distintos barrios de la ciudad.

Miles de personas compran en las ferias cada fin de semana seducidas por los precios bajos y la posibilidad de encontrarse con marcas importadas. Es uno de los planes de fin de semana de muchos salteños.

Habrá que ver cómo se presenta el escenario a partir del 12 de marzo.

 

Fuente: Diario EL Tribuno

Anuncios

Un comentario en “Ferias americanas: la mayoría de la gente quiere que se regularicen

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s